domingo, 25 de abril de 2010

Escasez...




Se deduce la cuenta
del uno más uno,
como gota de veneno
para un mar infinito,

los momentos sublimes
son así
se diluyen mucho
entre la normalidad,

el placer también
cae como gota blanca
en un barril de crudo
para quedar neutralizada,

la ilusión reverdecida
está en campo ajeno,
totalmente frágil
amenazada por rumiantes,

pero más tarde
una mirada inteligente,
trae su frescura
para que se desvirtúe,

no me dejes vivir, te rogaría,
cuando la vulgaridad abunde,
cuando sea ya muy amplia
la falta de estímulos,

subyago como fresón
que dibuja su acidez
en un suburbio de rosas
para que el aroma pierda,

más hay un amor
caído entre el sexo,
que en ciertos momentos
se siente ignorado,

te pronuncio una palabra rota
porque deseo sentir su significado,
pero ahora tiene unas feas grietas
por las que aspira al horrible vacío,

cada caricia aplicada
ha de saber dividirse
entre cariño y excitación
cuando llegue a la piel destino,

sé que la bondad sobrevive
como un bálsamo recurrente,
aunque no queden seres buenos
ella tan sólo se ausenta por ratos,

al final sólo somos conciencia
entre resquicios de locura
que manchan apenas
nuestros verdaderos deseos,

pequeñeces excelsas
que no consiguen nada
tras ser vertidas como testigos
al mundo de la enormidad,

necesitaría tu frescura exacta,
para derrotar a lo rancio
en su propio terreno de gloria,
pero que pena... ( tú también escaseas).



18 comentarios:

  1. que colorido!
    que palabras!
    un besitos

    ResponderEliminar
  2. "al final sólo somos conciencia
    entre resquicios de locura
    que manchan apenas
    nuestros verdaderos deseos,"

    Hermosos versos, Sir Bran. Los he releído disfrutando de la música.
    Tiene mucho fondo esta poesía. Te felicito.
    La foto, es muy buena, supongo que tuya.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Que sea la bondad bálsamo
    recurrente entre caricia
    y deseo, tal vez así
    seamos conscientes en el
    conocimiento del amor.

    Tus versos siempre traen hasta mí
    profundas reflexiones.

    Biquiños

    ResponderEliminar
  4. Un poquito de desamor... de rebote...?

    Mira el cielo, eso no escasea!

    Preciosa foto, Sir, me dan muchas ganas de inspirarme en sus colores para pintarla...
    Puedo?

    Biquiños

    ResponderEliminar
  5. Incluso en lo cotidiano, en lo burdo el amor da centellos de divinidad...hay que saber mirar.

    Bikos muchos! ;)

    ResponderEliminar
  6. Preciosa foto.
    Estupendo poema.
    Gracias por pasar por mi blog.
    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Preciosa foto!!!
    Profunda emoción e intensa reflexión sobre la caricia, sobre el amor...y el desamor.


    Un beso Sir Bran.

    ResponderEliminar
  8. Qué triste carestía... que el sexo no compensa...


    Un saludo lleno de coloridos!

    ResponderEliminar
  9. Yo no creo que los momentos sublimes se diluyan, eso es un engaño de la mente aliada al deseo, que espera de una forma muy determinada. Somos nosotros quienes diluimos lo sublime sin darnos cuenta de que modo sucede cuando no se cumplen nuestras espectativas.

    Extrae del fondo de todo lo bello, guardalo y desecha lo demás.

    Somos en esencia consciencia, pero hay que estar un poco loc@ para sobrellevar este viaje con esa maleta.. por eso vamos y venimos.. e intentamos siempre equilibrar, porque perder del todo la cordura podría hacernos desintegrar.

    un muxutxu

    ResponderEliminar
  10. La caricia puede estar llena de amor, de dulzura, de bálsamo para el alma...


    ღ°´¨)
    ¸.•´¸.•ღ°´¨) ¸.•ღ°¨)
    (¸.•´ (¸.•`ღ° ..:¨¨ღ°¨ღ°teresaღ°¨ღ°¨ღ°

    ResponderEliminar
  11. Estoy segura de que ella te daría la frescura exacta si pudiese, pero… ¿quien no escasea de esa frescura?
    Me encanta la sutileza del poema, tiene transparencia aunque no lo parece.
    Esta vez la fotografía sueña en colores, me gusta el cielo.
    Muchos besos Sir

    ResponderEliminar
  12. … querido Sir, la escasez es un bien universal y común, la escasez de nosotros y en nosotros mismos, porque alternamos en cimas de abundancia de vez en cuando y la mayor parte lo gastamos en subidas y bajadas… quizás sea ese el motivo de que los “momentos sublimes” se graben a fuego lento en nuestra memoria, muchos de los instantes posteriores se alimentarán de ellos…

    Ay Sir sabes exprimir como nadie la esencia de los instantes y ver más allá de la pura y real visión… nunca pierdas la sensibilidad, esa en ti nunca escasea…

    besiños Sir

    ResponderEliminar
  13. Te regalo una gota de frescura, sobre una hoja verde, como la de tus verdes montañas, como las de las verdes montañas de mis padres.

    Jacquie.

    ResponderEliminar
  14. es hora de dejar de buscar, para empezar a encontrar
    a uno mismo tambien las cosas estan
    lo que falta en realidad, es darse cuenta

    ResponderEliminar
  15. Vaya…. Siempre me eriza la piel con tus poemas… creo que hombres como tu también escasean. Bellos versos para la mujer que amas.
    Feliz semana .Besos

    ResponderEliminar
  16. Hermosos versos de profunda tristeza y de sentimientos de amor.

    Te dejo un abrazo silencioso con aroma de manzana,

    Naia

    ResponderEliminar
  17. Eso digo yo, que hay escasez de palabra ;)

    Biko grande!

    ResponderEliminar
  18. Menos mal que la bondad sobrevive como un balsamo que se ausenta a ratos. Si no fuera así, que sería de nosotr@s.
    Que tengas luz suficiente en la oscuridad.
    Un saludo.

    ResponderEliminar